MINERALES // Sodio y cloruro

Fuentes

La mayor parte del aporte de sodio y cloruro de sodio en la dieta procede de la sal. Se ha estimado que el 75% de la ingesta de sal en EE. UU. proviene de la sal añadida durante el procesamiento o fabricación de los alimentos más que de la sal añadida durante la comida o al cocinar.

Las dietas que se centran en alimentos sin procesar, especialmente frutas, verduras y legumbres, son las que implican menos consumo de sal.

Ejemplos de alimentos con alto contenido en sal son la sopa de pollo y fideos enlatada, los macarrones con queso enlatados, las patatas fritas y las galletas saladas, el jamón cocido y la carne en conserva.

Dado que la mayor parte de la ingesta de sodio (Na) y cloruro de sodio (Cl) viene de la sal (NaCl), se puede calcular el contenido de sal en la dieta multiplicando el contenido de sodio por 2,5 (ejemplo: 2 g de sodio x 2,5 = 5 g de sal).