Noticias

Es poco probable que una ingesta elevada de folato empeore los problemas de deficiencia de vitamina B12

junio 15, 2011

Según un nuevo estudio realizado en EE. UU., la ingesta diaria de suplementos de ácido fólico o productos de cereales enriquecidos es poco probable que agrave los problemas asociados con unos niveles bajos de vitamina B12.

En el estudio observacional se analizaron las muestras de sangre y la ingesta de alimentos de 2.507 estudiantes universitarios (1). Los resultados indicaron que alrededor del 5 por ciento de los estudiantes padecía deficiencia de vitamina B12, con unas concentraciones de esta vitamina inferiores a 148 pmol/L. No se observaron diferencias en las tasas de anemia o alteraciones de la sangre entre los alumnos con deficiencia de vitamina B12 y unos niveles de folato altos o bajos.

Los investigadores concluyeron que, en esta población de adultos jóvenes, las altas concentraciones de ácido fólico no exacerbaron las alteraciones bioquímicas relacionadas con la deficiencia de vitamina B12. Los resultados poyarían la idea de que el consumo de grandes cantidades de ácido fólico en suplementos y alimentos enriquecidos no interfiere con el metabolismo de la vitamina B12 a nivel molecular en una población sana.

Una cantidad de evidencia abrumadora asocia la deficiencia de folato al principio del embarazo con el aumento del riesgo de defectos del tubo neural ( DTN) en los bebés. En 1998, EE. UU. y Canadá implementaron el enriquecimiento de la harina con ácido fólico (la forma sintética del folato) a escala nacional. La evidencia preliminar indica que esta medida está dando sus frutos, manifestándose en una reducción de un 15 a un 50 por ciento en la incidencia de DTN. Un total de 51 países han aplicado algún tipo de enriquecimiento obligatorio de la harina con ácido fólico.

A pesar del éxito a la hora de disminuir la incidencia de DTN, algunos investigadores han planteado su preocupación de que los niveles de ácido fólico en los cereales enriquecidos puedan ser demasiado elevados para algunas personas. Algunos estudios han sugerido unas mayores tasas de anemia y otras alteraciones de la sangre en personas con niveles bajos de B12 que también presentaban niveles altos de folato. Muchos de estos estudios, sin embargo, se llevaron a cabo en personas mayores, un grupo con más probabilidades de tener dificultades para absorber la vitamina B12.

referencias

  1. Mills J. L. et al. Do high blood folate concentrations exacerbate metabolic abnormalities in people with low vitamin B-12 status? American Journal of Clinical Nutrition. 2011.