Noticias

La deficiencia de vitamina D podría ser común en los bebés prematuros

junio 11, 2014

Según un reciente estudio realizado en EE. UU., los bebés nacidos prematuramente y sus madres suelen presentar niveles sanguíneos bajos de vitamina D en el momento del nacimiento. Es probable que los bebés no reciban una suplementación adecuada de esta vitamina durante la hospitalización.

El estudio observacional midió las concentraciones séricas de 25-hidroxivitamina D tanto en 120 bebés naci- dos antes de la semana 32 de gestación como en sus madres (1). El estudio halló unos niveles de vitamina D inferiores a 20 ng/ml en el 63 % de las madres, el 64 % de los bebés al nacer y el 35 % de los bebés al ser dados de alta del hospital. El 60 % de los bebés alcanzó 400 UI de vitamina D en el momento del alta.

Los investigadores llegaron a la conclusión de que la mayoría de los bebés prematuros no alcanzó ni la in- gesta de vitamina D ni las concentraciones séricas recomendadas por encima de 50 nmol/L (20 ng/ml). Los niveles de vitamina D de los bebés en el momento de nacer estaban directamente correlacionados con los de la madre. Por lo tanto, sería aconsejable mejorar el estado de vitamina D de las mujeres embarazadas como parte de la estrategia para abastecer a sus hijos. A fin de garantizar un aporte suficiente de vitami-
na D, los científicos reclamaron que en las unidades neonatales de cuidados intensivos se prestase una ma- yor atención a los niveles y la suplementación de esta vitamina entre los bebés nacidos prematuramente. Los bebés prematuros tienen un mayor riesgo de padecer una deficiencia de vitamina D, ya que a menudo no han tenido el tiempo suficiente para un correcto desarrollo ni para la transferencia de nutrientes de la madre.

referencias

  1. Monangi N. et al. Vitamin D status of early preterm infants and the effects of vitamin D intake during hospital stay. Archives of Disease in Childhood. Fetal and Neonatal Edition. 2014; 99(2):166–168.