Noticias

Las altas dosis de vitamina A y betacaroteno no parecen aumentar el riesgo de fractura ósea

septiembre 28, 2012

Según un nuevo estudio realizado en Australia, la suplementación a largo plazo con altas dosis de vitamina A (retinol) y/o betacaroteno no se relaciona con el alto riesgo de fractura ósea.

Los investigadores analizaron los datos de un estudio de intervención que en principio investigaba la preven-ción del cáncer de una población de alto riesgo: los trabajadores expuestos al amianto (1). El nuevo análisis se centró en los casos de fracturas óseas documentadas entre los 2.322 participantes con una edad media de 55 años que habían recibido suplementos de 7,5 mg de equivalentes de retinol (ER) al día a lo largo de hasta 16 años y/o 30 mg de betacaroteno al día a lo largo de hasta 7 años (2). Los resultados del estudio no probaron que la dosis acumulativa de vitamina A se relacionara con el riesgo de cualquier fractura ósea, incluyendo la fractura osteoporótica. Entre los hombres, la dosis acumulativa de betacaroteno se relacionó con un riesgo ligeramente reducido de cualquier fractura, incluyendo la fractura osteoporótica.

Los científicos señalaron que no fue posible utilizar el diseño de un ensayo aleatorizado controlado para su análisis. El principal objetivo del estudio original (1) y la naturaleza de la exposición (el betacaroteno y el retinol son nutrientes que se encuentran de forma abundante en los alimentos) hicieron que no se pudiera utilizar placebo. En Australia, el consumo diario recomendado de vitamina A es de 700 μg ER/día para las mujeres que no están embarazadas y de 900 μg ER/día para los hombres (3). La dosis diaria de 7,5 mg ER administrada en este estudio es entre ocho y diez veces mayor que las cantidades recomendadas. Además, la dosis administrada de betacaroteno (30 mg/día) excede en mucho de la dosis recomendada.

Los estudios observacionales que examinaron la suplementación de vitamina A usada en relación con el riesgo de fractura han producido resultados diversos. En un estudio en el que se hizo un seguimiento de cerca de 34.000 mujeres postmenopáusicas a lo largo de una media de 9,5 años se observó entre las consumidoras de suplementos de vitamina A un ligero aumento del riesgo de fractura de cadera referida por las propias pacientes, pero no de todos los tipos de fractura (4). Sin embargo, no se demostró que hubiera relación entre la dosis y la respuesta, y la fractura de cadera no se relacionó con el consumo en dieta o el consumo total de retinol. Por otro lado, un amplio estudio de cohorte mostró relación entre el aumento del consumo de retinol en dieta y un mayor riesgo de fractura (5). Otros estudios de cohortes más recientes no han observado relación entre el consumo de retinol en dieta o con suplementos y el riesgo de fractura (6, 7).

Se ha lanzado la hipótesis de que los carotenoides podrían reducir el riesgo de fractura al contrarrestrar el estrés oxidativo, lo que puede afectar de forma negativa a la densidad mineral del hueso (8, 9). Los investi-gadores australianos comentaron que los nuevos hallazgos sobre un menor riesgo de fractura al darse una mayor duración de la suplementación con betacaroteno (aunque solo se dio en hombres, posiblemente debido al pequeño número de mujeres del estudio), encajarían con estos estudios observacionales.

referencias

  1. De Klerk, N. H. et al. Vitamin A and cancer prevention II: comparison of the effects of retinol and beta-carotene. Int J Cancer. 1998; 75:362–367.
  2. Ambrosini, G. L. et al. No dose-dependent increase in fracture risk after long-term exposure to high doses of retinol or beta-carotene. Osteoporosis International. Published online September 2012.
  3. Commonwealth Department of Health and Ageing, Australia, the National Health and Medical Research Council, Australia and the Ministry of Health, New Zealand (2006) Nutrient reference values for Australia and New Zealand. ISBN 1864962372.
  4. Lim, L. S. et al. Vitamin A intake and the risk of hip fracture in postmenopausal women: the Iowa Women’s Health Study. Osteopor Int. 2004; 15:552–559.
  5. Melhus, H. et al. Excessive dietary intake of vitamin A is associated with reduced bone mineral density and increased risk for hip fracture. Ann Int Med. 1998; 1998:10.
  6. Caire-Juvera, G. et al. Vitamin A and retinol intakes and the risk of fractures among participants of the Women’s Health Initiative Observational Study. Am J Clin Nutr. 2009; 89:323–330.
  7. Rejnmark, L. et al. No effect of vitamin A intake on bone mineral density and fracture risk in perimenopausal women. Osteopor Int. 2004; 15:872–880.
  8. Sahni, S. et al. Protective effect of total carotenoid and lycopene intake on the risk of hip fracture: a 17-year follow-up from the Framingham Osteoporosis Study. J Bone Min Res. 2009; 24:1086–1094.
  9. Zhang, J. et al. Antioxidant intake and risk of osteoporotic hip fracture in Utah: an effect modified by smoking status. Am J Epidemiol. 2006; 163:9–17.