Noticias

Los antioxidantes se asocian a una mejor calidad del ADN espermático

septiembre 10, 2012

Un nuevo estudio estadounidense sugiere que la ingesta adecuada de antioxidantes como la vitamina C, la vitamina E y el zinc está fuertemente asociada con un menor daño del ADN espermático en hombres mayores.

En el estudio, 80 hombres sanos de edades comprendidas entre los 20 y los 80 años rellenaron un cuestio-nario de 100 preguntas destinado a calcular su consumo medio diario de vitaminas procedentes tanto de los alimentos como de los suplementos (1). Asimismo, se midió la calidad de su ADN espermático mediante un análisis de laboratorio en el que se aplicó un gradiente eléctrico para separar las cadenas rotas de ADN de las cadenas intactas en el interior del núcleo espermático. La ingesta de un determinado micronutriente por parte de cada uno de los participantes se clasificó como baja, moderada o alta en función de las cantidades ingeridas por otros participantes. Los resultados del estudio mostraron que el consumo de vitamina C, vitamina E, betacaroteno, ácido fólico y zinc de muchos de los participantes, incluso aquellos que afirmaron estar sanos, era muy inferior a la cantidad diaria recomendada. Los hombres mayores de 44 años que consumieron las mayores cantidades de vitamina C presentaban un daño del ADN espermático un 20% inferior al de aquellos mayores de 44 años que ingirieron las cantidades más bajas de vitamina C. Esto mismo se repitió con la vitamina E, el zinc y el ácido fólico.

Según los investigadores, el consumo de cantidades suficientes de micronutrientes antioxidantes aparente-mente ayuda a retrasar los efectos de la edad en los hombres mayores. El esperma de los hombres de más de 44 años que consumieron las cantidades mínimas recomendadas de antioxidantes presentaba un daño del ADN similar al de los hombres más jóvenes. Los estudios han puesto de manifiesto que un mayor consumo de frutas y verduras ricas en antioxidantes, así como la suplementación con antioxidantes, puede disminuir la cantidad de daño oxidativo del ADN. Los científicos señalaron que los futuros estudios deberían determinar si el mayor consumo de antioxidantes en padres mayores ayuda a mejorar la fertilidad, reduce los riesgos de embarazos genéticamente defectuosos y resulta en niños más sanos. La investigación también plantearía una cuestión más amplia que trasciende el ADN espermático: ¿Cómo puede los factores del estilo de vida, incluyendo una mayor ingesta de antioxidantes y micronutrientes, proteger las células somáticas y germina-les contra el daño genómico relacionado con la edad?

Estudios previos han revelado que cuanto más avanzada sea la edad de un hombre, más probable es que presente una mayor fragmentación de su ADN espermático, reordenamientos cromosómicos y daños en las cadenas de ADN (2). Los hombres mayores también son más propensos a que su esperma porte ciertas mutaciones génicas, como las que provocan el enanismo. Estos hallazgos ayudan a explicar por qué los hombres de edad avanzada son menos fértiles y más proclives a tener embarazos con anomalías cromosó-micas y un mayor porcentaje de hijos con defectos genéticos.

referencias

  1. Schmid T. E. et al. Micronutrients intake is associated with improved sperm DNA quality in older men. Fertility and Sterility. Published online August 2012.
  2. Sloter E. et al. Effects of male age on the frequencies of germinal and heritable chromosomal abnormalities in humans and rodents. Fertility and Sterility. 2004; 81(4):925–943.