Noticias

Los programas de suplementación con vitamina D pueden reducir los costes de sanidad

agosto 26, 2013

Según un nuevo comunicado de prensa neozelandés, la suplementación generalizada de vitamina D en las instalaciones dedicadas al cuidado de la tercera edad han ahorrado al gobierno más de 400 000 dólares americanos en los últimos dos años.

En 2010 el Departamento de Sanidad del Distrito Central de Nueva Zelanda comenzó a fomentar entre los profesionales de la sanidad la prescripción de vitamina D a residentes de centros geriátricos. Entre marzo de 2010 y junio de 2012, el porcentaje de residentes de estos centros con suplementos de vitamina D aumentó del 15 al 74%. El objetivo fundamental de este aumento era el de reducir las fracturas asociadas a caídas. Las comparaciones entre el antes y después del inicio del proyecto indican que el número de residentes de centros geriátricos ingresados de emergencia por fracturas relacionadas con caídas se redujeron en un 32% y los ingresos hospitalarios debidos a este tipo de fracturas se redujeron en un 41% (1).

Gracias a la reducción de ingresos hospitalarios, el proyecto de suplementación de vitamina D ha ahorrado al Departamento de Sanidad del Distrito Central de Nueva Zelanda cerca de 430 000 dólares americanos. Es probable que el ahorro sea mayor si se tiene en cuenta la reducción correspondiente de apoyo clínico ne-cesario y de servicios farmacéuticos hospitalarios y de rehabilitación. Un portavoz del gobierno ha declarado que los beneficios derivados de la prevención de caídas entre las personas de la tercera edad son insos-layables, pues permiten a estas personas conservar su independencia y confianza.

Los resultados del programa corroboran los de investigaciones previas, que demuestran que la suplemen-tación de vitamina D reduce las caídas y las fracturas asociadas a las caídas. La vitamina D parece tener un efecto directo sobre la fuerza muscular, modulado por receptores específicos de la vitamina D presentes en el tejido muscular humano (2). Un metaanálisis de ensayos aleatorizados controlados ha probado que los suplementos de vitamina D en dosis de entre 700 y 1000 UI al día reducen en un 19% el riesgo de caídas entre la población de edad avanzada (3). Sin embargo, las dosis de menos de 700 UI o las concentraciones séricas de 25-hidroxivitamina D de menos de 60 nanomoles/L no parecen reducir el riesgo de caídas.

referencias

  1. Live News. Vitamin D project helps prevent falls and saves health costs. Published online August 2013.
  2. Bischoff-Ferrari H. A. et al. Vitamin D receptor expression in human muscle tissue decreases with age. J Bone Miner Res. 2004; 19(2):265-269.
  3. Bischoff-Ferrari H. A. et al. Fall prevention with supplemental and active forms of vitamin D: a meta-analysis of randomised controlled trials. British Medical Journal. 2009; 339:b3692.