Noticias

Un mayor consumo de alimentos ricos en vitamina E podría reducir el riesgo de demencia

julio 13, 2010

Un estudio neerlandés sugiere que mayores ingestas de vitamina E podrían ayudar a evitar la demencia y la enfermedad de Alzheimer.

En este estudio se recolectaron datos de las dietas de casi 5.400 personas de 55 años o más que no tuviesen demencia (1). Durante un seguimiento de 9,6 años de media, 465 de estos individuos contrajeron demencia, y 365 de estos fueron diagnosticados con la enfermedad de Alzheimer. Los investigadores observaron que aquellos que consumían más vitamina E (un tercio de los participantes) tenían un 25 por ciento menos de posibilidades de padecer demencia, comparados con el tercio que consumía menos. Los niveles de ingesta dietética de vitamina C y betacaroteno no presentaron relación con la reducción del riesgo de demencia.

Los científicos especularon que, debido a que la vitamina E es un poderoso antioxidante, podría ayudar a inhibir el desarrollo de la demencia, especialmente la acumulación de placas de betaamiloide en el cerebro, un rasgo distintivo de la enfermedad de Alzheimer. No obstante, los investigadores concluyeron que son necesarios más estudios para evaluar los posibles beneficios del consumo dietético de antioxidantes en la reducción del riesgo de padecer demencia.

referencias

  1. Devore E.E. et al. Dietary Antioxidants and Long-term Risk of Dementia. Arch Neurol. 2010; 67(7):819–825.