Noticias

Un mayor consumo de vitamina D podría reducir el riesgo de cáncer de pulmón

septiembre 11, 2013

Un nuevo estudio llevado a cabo en Estados Unidos ha asociado una ingesta diaria de vitaminaD superior a 800 UI con una disminución de hasta un 63% en el riesgo de desarrollar cáncer de pulmón entre mujeres postmenopáusicas que nunca han fumado.

El estudio analizó el consumo de vitamina D a través de alimentos y suplementos de un grupo de 128.779 mujeres postmenopáusicas, entre las que se incluyeron 1.771 casos de cáncer de pulmón en un periodo de 17 años (1). Aunque, en general, no se observó una asociación significativa entre el consumo de vitamina D y el cáncer de pulmón, entre las participantes que nunca habían fumado, la ingesta de más de 400 UI /día se asoció claramente con un menor riesgo de desarrollar cáncer de pulmón: aquellas que tomaron más de 800 UI al día presentaron una reducción del 63% del riesgo de cáncer de pulmón en comparación con las que ingirieron menos de 100 UI/día. Entre las participantes que recibieron una suplementación diaria de 1 gramo de calcio y 400 UI devitamina D3 o un placebo, solo se observó una disminución del riesgo de cáncer de pulmón en aquellos casos en los que la ingesta diaria de vitamina A fue inferior a 1000 microgramos de equivalentes de retinol.

Los investigadores señalaron que, como han sugerido algunos datos, la vitamina D podría tener efectos preventivos contra el cáncer al regular la división y el crecimiento celular (proliferación) y estimular el desarrollo de nuevos vasos sanguíneos (angiogénesis) (2, 3). El hecho de que el aumento del consumo de vitamina D sólo haya demostrado ser eficaz entre las participantes del estudio que nunca habían fumado indicaría que la vitamina D probablemente sea más efectiva en la prevención o reversión del desarrollo de tumores que no esté relacionado con el tabaco. Según los científicos, la asociación observada entre los suplementos combinados de vitamina D y calcio y la reducción del riesgo de cáncer de pulmón únicamente en un subgrupo de participantes fumadoras y no fumadoras con un bajo consumo de vitamina A debe ser interpretada con cautela debido al escaso número de casos de cáncer de pulmón en este grupo. El aumento de la ingesta de betacaroteno a través de suplementos no influyó en el riesgo de cáncer de pulmón.

referencias

  1. Cheng T.-Y. D. et al. Vitamin D intake and lung cancer risk in the Women’s Health Initiative. American Journal of Clinical Nutrition. Published online August 2013.
  2. Deeb K. K. et al. Vitamin D signalling pathways in cancer: potential for anticancer therapeutics. Nat Rev Cancer. 2007; 7:684–700.
  3. Königshoff M. and Eickelberg O. WNT signaling in lung disease: a failure or a regeneration signal? Am J Respir Cell Mol Biol. 2010; 42:21–31.