Es el resultado de la aterosclerosis de las arterias del corazón (coronarias): estrechamiento o bloqueo de las arterias coronarias que es la causa principal del infarto de miocardio.