Técnica estadística que combina los resultados de varios estudios sobre un conjunto de hipótesis de investigación relacionadas. Los resultados de los estudios incluidos son analizados como si fueran los resultados de un único gran estudio.

La calidad de un meta-análisis depende mucho de la calidad (solidez metodológica) de los estudios incluidos. Un (buen) meta-análisis de estudios con un mal diseño derivará en unas estadísticas, resultados y conclusiones de mala calidad. 

Algunos meta-análisis (malos) pueden llevar a confusión al reunir incorrectamente datos procedentes de estudios de prevención primaria (prevención de enfermedades en personas sanas) y prevención secundaria (reducción de la progresión de enfermedades en pacientes).

Además, un meta-análisis puede estar muy influido por la excesiva confianza de los científicos en los estudios publicados: dado que los estudios no convincentes (significativos) normalmente no acaban siendo publicados, los autores pueden sentirse inclinados a ‘seleccionar’ datos para obtener resultados que puedan publicarse.