Enfermedad causada por una escasez de vitamina B3 (niacina) o del aminoácido triptófano en la alimentación. También puede presentarse si el cuerpo no es capaz de absorber estos nutrientes después de una enfermedad gastrointestinal o con el alcoholismo. Los síntomas de la pelagra incluyen diarrea, confusión mental y úlceras cutáneas escamosas.