VITAMINA B1 // Tiamina

Recomendaciones para el consumo

Debido a que la vitamina B1 (tiamina) facilita la utilización de la energía, las necesidades van unidas al aporte energético, que puede depender en gran parte de los niveles de actividad. Las recomendaciones se basan en el aporte calórico medio.

En 1993, el Comité Científico de Alimentación Humana europeo estableció ingestas de referencia para la población (PRI por sus siglas en inglés) para la vitamina B1 en miligramos (mg) al día (14):

Edad    Varones: mg/día Mujeres: mg/día
 6–12 meses 0,3 0,3
 1–3 años 0,5 0,5
 4–6 años 0,7 0,7
 7–10 años 0,8 0,8
 11–14 años 1,0 0,9
 15–17 años 1,2 0,9
 18 años en adelante 1,1 0,9
 Embarazadas - 1,0
 Lactancia - 1,1

 

En 1998, el Consejo de Alimentación y Nutrición estadounidense estableció el aporte dietético recomendado(ADR) de vitamina B1 (tiamina) basándose en la prevención de deficiencia en personas sanas en general (15):

Etapa vital Edad Hombres (mg/día) Mujeres (mg/día)
 Bebés 0–6 meses 0,2 (IA) 0,2 (IA)
 Bebés  7–12 meses 0,3 (IA) 0,3 (IA)
 Niños  1–3 años 0,5 0,5
 Niños  4–8 años 0,6 0,6
 Niños 9–13 años 0,9 0,9
 Adolescentes 14–18 años 1,2 1,0
 Adultos 19 años en adelante * 1,2 1,1
 Embarazo todas las edades - 1,4
 Lactancia todas las edades - 1,4

 

* Para los adultos, el ADR es 0,5 mg por cada 1.000 Kcal, lo cual asciende a entre 1,0–1,1 mg al día para las mujeres y 1,2–1,5 mg para los hombres, sobre la base del aporte calórico medio.

Puesto que algunos estudios han establecido que es más común que se dé una ingesta inadecuada y una insuficiencia de tiamina en las personas mayores (16), para éstas se recomiendan al menos 1,5 mg de tiamina al día.

Para ver un listado detallado del aporte diario recomendado (PRI/ADR) de vitaminas y minerales para adultos derivados de diferentes países y organizaciones, consulte: PDF.